var _gaq = _gaq || []; _gaq.push(['_setAccount', 'UA-38838256-1']); _gaq.push(['_trackPageview']); (function() { var ga = document.createElement('script'); ga.type = 'text/javascript'; ga.async = true; ga.src = ('https:' == document.location.protocol ? 'https://ssl' : 'http://www') + '.google-analytics.com/ga.js'; var s = document.getElementsByTagName('script')[0]; s.parentNode.insertBefore(ga, s); })();
Austeridad republicana, parte de la política pública 

Austeridad republicana, parte de la política pública 

José Martínez

Este fin de semana el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, estuvo en el vecino estado de Chiapas. Buscaba conocer de viva voz la atención que reciben los usuarios de los diversos servicios del programa IMSS-Bienestar en esta región que ha sido olvidada durante años, y donde se registra un alto número de muertes maternas a causa de las condiciones de pobreza, muchas de ellas indígenas.

La decisión del Ejecutivo Federal es personalizarse en estos días y recorrer diversos hospitales de dicha entidad. Y eso en todos los servicios. Algunas reuniones fueron de carácter público, otras se realizaron al interior de los nosocomios. Las inconformidades adentro y afuera no se hicieron esperar, entre ellas la falta de medicamentos.

El tabasqueño reconoció que hacen falta medicinas en algunos hospitales, aunque explicó que hay un uso político de quienes señalan que se debe a la “austeridad” promovida por su gobierno, y que las carencias son del conocimiento de los de arriba, pero que no les preocupa.

AMLO declaró que estos argumentos están muy lejos de la realidad. Los hechos lo confirman. Aunque parezca trillado el asunto, la situación del sector Salud es crítica, al igual que en muchos sectores que por años se dejó abandonada con la intención de que fuera la iniciativa privada la que ofreciera este servicio tan básico para las personas.

Ahora se está trabajando en revertir esta situación, por lo que el tema de la salud es prioritario en la agenda federal, que aspira a un programa más universal en la que todos los usuarios reciban sus medicamentos que necesitan junto al acompañamiento de un doctor. Las cosas ven mejorando, destacó.

También hay que mencionar que el argumento de la austeridad republicana no es la primera vez que se ha utilizado como una forma de querer endilgarle al Presidente la deficiencias e ineficiencias de funcionarios públicos carentes de un mínimo compromiso.

La austeridad republicana es ya parte de la política pública. Se han reducido gastos en seguros de vida, renta de vehículos, reducción de viáticos y quizás lo más conocido, la obligación de que ningún funcionario pueda ganar más que el Presidente de la República. Los recursos ahorrados se han dirigido a fortalecer los programas sociales que ha implementado el gobierno federal en todo el país.

La austeridad no debe confundirse con escases o recortes en áreas indispensables. Nada más lejano de la realidad. El mandatario ha insistido en que el cambio de régimen y de modelo tiene como objetivo quitar privilegios y gastos suntuosos, que en poco abonan a la mejoría de la sociedad mexicana. Quitar privilegios y cumplir con los derechos que tiene la mayoría.

Es así que la austeridad promovida por la administración federal es una invitación a convertirse en verdaderos administradores. Resolver problemas y servir a la sociedad. Todo sin dejar de percibir un salario digno que le permita vivir con decoro a quienes por convicción deciden servirles a los demás.

El mensaje es duro, pero necesario. Los que busquen hacerse ricos que busquen otros espacios, pero no en la función pública. Quienes no lo entiendan es difícil que tengan espacio en la nueva administración pública. Al tiempo.

 

HABERES 

El director General de Petróleos Mexicanos (Pemex) Octavio Romero Oropeza, aseguró que la Guardia Nacional resguardará las instalaciones petroleras, lo que incluye la refinería de Dos Bocas, Paraíso. Indicó que esto ayudará a que se proteja al personal y además se evite el robo de combustible, algo que ya venía haciendo la Sedena y el Ejército. Pemex tiene una función prioritaria para el país.