GENDARMERÍA REMPLAZA A POLICÍA FEDERAL

GENDARMERÍA REMPLAZA A POLICÍA FEDERAL

Ahora la Gendarmería Nacional enfrentará a la delincuencia organizada.

Estas dos fuerzas dependerán de la Secretaría de Gobernación y la integrarán en un principio 10 mil elementos de élite provenientes de la milicia

AGENCIA        REDACCIÓN
La Gendarmería Nacional -proyecto prioritario del actual gobierno federal en el combate a la delincuencia- sustituirá las tareas que hoy realiza la Policía Federal (PF) en las zonas más violentas del país y con cuerpos policiacos débiles.
De acuerdo con el secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong -según un documento en poder de EL UNIVERSAL- la Gendarmería Nacional será una policía de élite “con disciplina militar y con capacitación de alto nivel y elevados sistemas de control y de confiabilidad”.
En principio la conformarán elementos que el Ejército y la Secretaría de Marina transfieran con los controles de confianza necesarios.
En tanto, la Policía Federal -que entrará a un proceso de reorganización y reconstrucción- estará encargada de misiones especiales, y una vez que se cumplan regresará al centro de mando, no tendrá ya presencia territorial.
La Gendarmería Nacional y la Policía Federal tendrán atribuciones propias, pero coincidirán en que ambas asumen la responsabilidad de velar por la paz y la tranquilidad en todo el país.
Durante la pasada reunión del Consejo Nacional de Seguridad, que encabezó por primera vez el presidente Enrique Peña Nieto, el pasado 17 de diciembre, giró instrucciones para que comience a conformarse la Gendarmería Nacional.
Osorio Chong destacó que este nuevo cuerpo de seguridad será una fuerza de resguardo que se ocupará en puntos y lugares estratégicos, así como en acciones especializadas.
Será la responsable, agregó, de fortalecer el control territorial en los municipios con mayor debilidad institucional, así como en instalaciones estratégicas como puertos, aeropuertos y fronteras.
Aclaró que la Gendarmería no se convertirá en una Patrulla Fronteriza (cuerpo policiaco que en Estados Unidos se encarga de perseguir y detener a indocumentados), porque su función será inhibir y combatir el delito.
Se habla, añadió, de una Gendarmería que se ocupe en puntos estratégicos y en acciones especializadas, por lo que su tarea no será la de perseguir migrantes, toda vez que éstos, en México, no son considerados delincuentes.
Presupuesto
Autoridades de la Secretaría de Gobernación (Segob) prevén que al inicio de 2013 comenzará la construcción de la Gendarmería Nacional, que en un principio contará en sus filas con 10 mil elementos y un presupuesto de mil 500 millones de pesos para su creación y consolidación de su primera etapa.
“La idea es que en 2013 se pueda, ya al final del mismo año, tener una fuerza de 10 mil elementos en esta fuerza de seguridad y de ahí irla incrementando”, explicó Osorio Chong.
En consecuencia, la Comisión Nacional de Seguridad contará con dos fuerzas fundamentales: la Policía Federal y la Gendarmería Nacional, ello a partir de que se publiquen, en el Diario Oficial de la Federación, las recientes reformas a la Ley Orgánica de la Administración Pública.
Problemas regionales
La Segob indicó que comenzará a aplicar acciones de combate a la inseguridad de acuerdo con la problemática que cada región tiene.
“La primera indicación que dio el Presidente de la República al gabinete de seguridad, es ver desde el punto de vista regional los problemas que se tienen. No seguir con acciones unilaterales desde el centro, como si los estados del norte fueran o tuvieran las mismas características que los del sur”, indicó Osorio Chong.
Para ello, añadió el funcionario, se plantea ver los problemas en las entidades y con los gobernadores de manera directa, y conformar una estrategia en cada región, con el apoyo y respaldo del gobierno federal.