var _gaq = _gaq || []; _gaq.push(['_setAccount', 'UA-38838256-1']); _gaq.push(['_trackPageview']); (function() { var ga = document.createElement('script'); ga.type = 'text/javascript'; ga.async = true; ga.src = ('https:' == document.location.protocol ? 'https://ssl' : 'http://www') + '.google-analytics.com/ga.js'; var s = document.getElementsByTagName('script')[0]; s.parentNode.insertBefore(ga, s); })();
“Indignantes y estúpidos”,  algunos de los calificativos

“Indignantes y estúpidos”, algunos de los calificativos

Irán criticó duramente el martes las nuevas sanciones de Estados Unidos al líder supremo y otros altos cargos de la República Islámica, señalando que significan el fin de la diplomacia entre Teherán y Washington. El presidente iraní describió a la Casa Blanca como “aquejada de retraso mental”.

El presidente, Hasan Rohaní, fue más allá calificando las sanciones contra el líder supremo, el ayatolá Ali Jamenei, de “indignantes y estúpidas”, especialmente porque el clérigo chií de 80 años no tiene previsto viajar nunca a Estados Unidos.

“¿Los estadounidenses no quieren negociar? Si son honestos, ¿por qué sancionan al ministro de Exteriores de Irán al mismo tiempo que pretenden que quieren negociar? Entonces es evidente que mienten”, dijo Rohaní, según la web oficial de la presidencia.

“Al menos deberían esperar un tiempo, para que el mundo dude si su pretensión respecto a negociar es verdadera o falsa”, añadió el mandatario horas después de que EU anunciase la imposición de nuevas sanciones que afectan a Jamaneí y que se extenderán en unos días al ministro de Exteriores, Mohamed Yavad Zarif, además de a otros altos cargos.

El límite de “la paciencia de Irán” está en no violar sus líneas rojas, que son “las fronteras del país”: “Cuando un avión cruza nuestras fronteras, ha cruzado nuestra línea roja y tenemos derecho a defendernos”, aseveró respecto al dron de Estados Unidos abatido por Irán el pasado día 20.